En defensa del Increible Hulk.

5 06 2009

El comic clásico, donde apareció por primera vez otro superheroe icónico: Lobezno.

El comic clásico, donde apareció por primera vez otro superheroe icónico: Lobezno.

En mi incansable afán de reivindicar personajes, films y comics quiero llamar la atención sobre Bruce Banner/The incredible Hulk. Aparte de crecer con la serie de televisión (estas serie freaks de los 70 son totales, hay que reivindicarlas) y alguna que otra aparición de la Masa en series paralelas de la Marvel, mi “llegada” a este personaje se produjo a principios de los 90 cuando estaba inmerso en la saga “Guerras Troyanas” (no recuerdo si el título exacto era así, cito de memoria).

            Me encontré con un personaje (que entre los fans se conoce como el “Hulk integrado”) que era básicamente la fusión del cuerpo súper poderoso de La Masa con la mente genial de Bruce Banner. De esta etapa, brillante, de Peter David, me quede con la mezcla de aventuras hiperbólicas (luchar contra culturas extraterrestres, viajes espaciales, etc.) y episodios donde chocaba lo cotidiano con el mundo Marvel (genial la boda de Rick Jones y la despedida de soltero con los principales superhéroes marvel).

La despedida de soltero de Rick Jones; película para adultos y chiste incluido.

            Como suele ocurrir, la serie degeneró y acabé por abandonarla. Cuando me volví a encontrar al personaje fue en la saga de Ongslaught (algún día os lo contaré, pues es muy largo para este post), donde al igual que muchos otros personajes marvel se sacrificó para detener a esta entidad (pero solo la parte de Banner, quedando el cuerpo de Hulk). Pasó a ocuparse de la serie Adam Kubert, que como los que lean este blog sabrán, adoró, y se dieron algunos números geniales. Luego la serie pasó por un altibajo extraño en el que murió Betty Ross (eterna novia y posteriormente esposa de Banner) y la volví a dejar. Finalmente he vuelto ocasionalmente ahora con su relanzamiento, pero tras una primera saga decepcionante (mucho dibujo del Hulk rojo a toda página pero la historia es totalmente insustancial) la vuelvo a aparcar a la espera de días mejores.

            Entre tanto, este personaje, por el que siento una gran simpatía, fue llevado al cine de manos de Ang Lee. Para empezar diré que me declaro públicamente enemigo de este “tipo”; sus películas son un tostón insufrible, empezando por Tigre y Dragón y terminando por Brokeback Mountain. Su particular visión de Hulk (2003) fue un intento de “arte y ensayo” del personaje, que mostró lo que pensaba Ang Lee en contra de lo que esperaban los fans. A la gente ajena al universo marvel la dejó más bien indiferente, mientras que muchos seguidores del personaje se llevaron las manos a la cabeza.

 

          Eric Banna, a pesar de ser un actorazo, no daba la talla como Bruce Banner (no se parece en nada al personaje de los comics) y simplemente te dedicabas a esperar a que se transformara. El guión jugaba con un personaje que pertenece a una parte de las sagas de Hulk que menos me gustan: su padre, el cual le traumatizó, etc, etc, etc… ¡!ABURRIDO!!. Con el batacazo que supuso parecía que el personaje estaría acabado, pero…

…llegó Edward Norton. Bajo el mando de Louis Leterrier, un desconocido en Hollywood (solo había realizado Transporter) se puso en marcha la maquinaria para rescatar al personaje. Dicen las malas lenguas que los enfrentamientos entre director y actor (Norton también es guionista del film) fueron sonados, aunque ellos han quitado hierro diciendo que han sido los habituales de este tipo de superproducción. Fuera como fuera, el film se estrenó en 2008, con la mala fortuna de que apenas pocas semanas antes se había estrenado Iron Man (que copó toda la atención) y no mucho después El caballero oscuro. Los resultados en taquilla fueron mediocres, pero a pesar de ello El increíble Hulk no deja de ser una película más que digna. Puede que no este a la altura del vengador dorado, pero cuenta con numerosos alicientes.

Un nuevo inicio para Bruce Banner

Para empezar el protagonista. Edward Norton si se parece muchísimo más a Bruce Banner y cuando está en pantalla no añoras a su alter ego. Los secundarios también están a la altura: Liv Tyler (Betty Ross), William Hurt (general “Trueno” Ross) o un impecable Tim Roth (Emil Blonsky/la Abominación), reforzando una historia que recuerda a la serie televisiva de los 70 y a los primeros comics donde Hulk era acosado por el ejército. A pesar de retomar la historia donde la dejo Lee, no tienes la sensación de haberte perdido mucho gracias a los créditos iniciales y a algunas explicaciones que se dan durante el metraje. La mejor escena del film es el enfrentamiento en el campus universitario, donde la acción y los efectos son geniales y no se deja de lado la historia (importante juego de personalidades entre Betty Ross y el general Trueno, así como las miradas de odio entre este y Hulk). La lucha entre Tim Roth y el protagonista en esta secuencia nos hace prever lo que se hará con el Capitán América.

Eso es otro punto interesante: esta película, junto con Iron Man, empiezan a trazar lo que serán las bases del Universo Marvel en el cine. Así aparece Shield (¿porque lo tienen que traducir al castellano? Cuando dicen “escudo” suena ridículo en el contexto) y un personaje, en la última escena, que ya anticipa la iniciativa “vengador”. Hay que unir a eso que el suero que transformó a Banner y que transforma a Blonsky en la Abominación es el suero del supersoldado (el mismo que en los comics creó al Capitán América).

Obviamente no todo es bueno en la película. Yo le veo dos defectos que sobresalen. El primero es el propio Hulk: le falta realismo (ya se que es difícil) al ser creado por ordenador, aunque diré en su favor que es mucho más cercano a los comics que no el de Ang Lee. El segundo es la batalla final entre los dos personajes: este duelo “¿Quién es más fuerte?” es muy tonto y flojito, solo se ven explosiones y ningún asomo de originalidad (a modo de nota diré que en este combate usa dos “técnicas” que usaba en el comic: la palmada y el golpe contra el suelo para crear un “mini-terremoto”, freakcadas).

Finalmente algo para pensar: el Hulk de los comics era uno de los cinco personajes originales de la primera alineación de los Vengadores, ¿que papel jugará en el film que se prepara? ¿Se seguirá la continuidad original y será un aliado o se utilizará la versión revisada en The Ultimates y será un enemigo? ¿O no aparecerá? ¿Quién lo sabe?

Edward Norton luciendo una mirada muy reveladora.

     

Anuncios

Acciones

Information

2 responses

5 06 2009
alex

Estoy impaciente por ver cómo entrelazarán las películas hasta llegar a los Vengadores.

Por cierto, yo también recuerdo la antigua serie de ese Hulk pintado con tiza verde…. brutal!!

5 06 2009
lentxo

A mi el actor Edward Nosrton me encanta. No sólo por la excelente interpretación que hizo en “Hulk”, sino que también por su papel en “el velo pintado” y “el ilusionista”. Y tengo que decir que discrepo en alguna que otra cosa contigo ya que a mí me encantó la película “brokeback mountain”, especialmente el papel e interpretación de Heath Leadger (que en paz descanse)

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s




A %d blogueros les gusta esto: