El cine épico

25 05 2009

             El cine épico, en este caso cine histórico o pseudo histórico, resurgió en el cambio de siglo con un número limitado de producciones de las cuales repasaré algunos momentos clave aquí.

            Todo empezó, a mi parecer, con una magnífica película que se llevaría 5 oscars: Braveheart (Mel Gibson, 1995). La historia en si revisaba la vida de William Wallace héroe escocés del siglo XIV. La espectacularidad de la puesta en escena, los personajes (sobretodo el protagonista) y el alto contenido dramático de la historia la convierten, a mi parecer, en un referente del cine épico moderno. La escena: la primera batalla pasará a la historia por su increíble combinación de dramatismo, humor y espectacularidad en la lucha.

Braveheart o la épica en el cine

Braveheart o la épica en el cine

             Pasó mucho tiempo y entonces llegó Gladiador (Ridley Scott, 2000) que consiguió otras 5 estatuillas, haciendo resurgir con fuerza el peplum (o cine de romanos). Escenas: la primera batalla en Germania es espectacular e increíblemente bien realizada, aunque me quedo con la escena en que Russell Crowe (merecido oscar) se desvela ante Comodo en el Coliseo con aquello de “Mi nombre es Maximo Decimo Meridio, […] marido de una mujer asesinada, padre de un hijo asesinado, y en esta vida o en la otra, conseguiré mi venganza…”, que simplemente ponía la carne de gallina.

             La sombra de esta producción fue alargada y tal vez esa fue una de las cosas que hizo que se cuestionara un tanto Troya (Wolfgang Petersen, 2004), aunque la taquilla le dio la razón. Entre los historiadores estás obras son consideradas incluso “heréticas”, pero debo decir que yo mismo he leído la Íliada (muchos pasajes nos son demasiado alejados en el tiempo para facilitar su asimilación) y es en si intransferible de un medio a otro. Sea como fuere, este film nos dejó una gran interpretación de Eric Bana y un combate impresionante entre Hector y Aquiles (un también excelente Brad Pitt). La escena: y esta es muy personal, cuando Priamo, rey de Troya (Peter O`Toole) aparece en la tienda de Aquiles para reclamar el cuerpo de su hijo.

 

La épica en su máxima expresión: trescientos espartanos contra un millón de persas

          

300 : la última representante del género. Supone una revolución y un éxito en taquilla bestial. Esta se aleja del pasado histórico a favor de un comic que en si buscaba la épica como lenguaje. Incluso lo llamaría neo-peplum. El ordenador substituyó los decorados de cartón piedra, pero la esencia sigue siendo la misma, unos pocos contra muchos, honor y muerte. Bravísimo Butler en un papel un tanto extraño (ese rey psicópata que imaginó Miller). Film que resuelve de forma magnifica las luchas (incluidos litros de hemoglobina) y que del cual destacaría el primer combate de los espartanos contra los persas, donde se demuestra mejor que en ninguna otra película la forma de lucha de las formaciones de hoplitas.

 

            Estas son las películas destacadas, pero muchas otras trataron de seguir su ejemplo. El Rey Arturo (divertimento en manos de Jerry Bruckheimer, productor) fue una historia muy floja, que si en los primeros compases del mismo funcionaba bastante bien, pierde todo sentido de la realidad en la última batalla, sucediéndose las mayores idioteces que se han visto en mucho tiempo (¿porque esperar a que los enemigos atraviesen el muro y no defender ese mismo muro?, o ¿Qué hay de esa flecha lanzada desde kilómetros que mata al traidor en el árbol?).

            También hay que mentar Alejandro Magno (Oliver Stone, 2004) de la que salvaría la batalla de Gaugamela y la banda sonora. El film se perdía por la falta total de ritmo, más interesado, el director, en contar las historias de cama de Alejandro (¿de verdad había que meter tantas conversaciones superfluas e insinuaciones de homosexualidad?)que no en mostrar la historia en si.

Un Alejandro Magno que perdía épica en favor de la polémica homosexual.

            Finalmente otra gran decepción, El reino de los cielos (Ridley Scott, 2005) o la que muchos llamaron irónicamente “gladiator va a las cruzadas”. También se perdía por un guión muy flojo y simple y un actor, Orlando Bloom, que no daba la talla. Una ambientación correcta no salva un film tan simplón y sin sentido.

            También llegó a nuestras pantallas La última legión, otro acercamiento al mito del Rey Arturo basado en la novela histórica de Valerio Manfredi, convertida en divertimento para toda la familia. Muy floja, con un Merlin cuya barba provoca la carcajada del espectador, incapaz de tomarse en serio semejante despropósito.

Ben-hur, el mayor mito del peplum y las superproducciones épicas con 11 oscars a la espalda.

            ¿Qué nuevos films de este estilo nos llegarán? ¿Tendrá esta generación un nuevo “Ben-hur” o deberemos conformarnos con disfrutar de estos títulos?

Anuncios

Acciones

Information

2 responses

26 05 2009
Mateu

Primero de todo, enhorabuena por este blog, siento decirlo pero… me encanta, cada vez estoy más enganchado, no voy a mentir. Y segundo, que estoy totalmente de acuerdo con todo lo que se dice de las películas, Braveheart, 300, etc. son películas que puedo verlas una y otra vez y aún así no me canso, ya me sé los guiones de memoria. Y la decepción de El reino de los cielos, creo que se hizo demasiado “espectáculo” entorno a ésta película y la interpretación del personaje principal, Orlando Bloom, deja mucho que desear, ya que debía tener una parálisis facial temporal. Hay “pocos” estrenos de este tipo de películas pero son realmente de un alto nivel.
Saludos

26 05 2009
galofunditor

Bueno, muchas gracias, me alegro muchísimo que te guste el blog (¿que es eso de “siento decirlo”?). Muchas gracias por tu aportación, espero que los posts que voy añadiendo también sean de tu gusto, aunque en un blog tan personal es muy difícil que la gente coincida. Gracias una vez más y hasta pronto, !nos vemos en la Guarida del Lobo!

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s




A %d blogueros les gusta esto: